Sillas de ruedas eléctricas
,

Alquiler de sillas de ruedas, ¿Cuándo es la mejor opción?

Cualquier persona, en algún momento de su vida, puede necesitar una silla de ruedas al verse privado por su movilidad reducida durante un determinado período de tiempo. Si tienes algún tiempo limitado alguna lesión o una convalecencia temporal, lo ideal será el alquiler de sillas de ruedas. Además, podremos elegir entre una gran variedad de modelos se sillas de ruedas, lo que nos permitirá decidirse por una silla que se adapte mejor a nuestras preferencias y gustos.

Aunque no parezca la oferta de alquiler de sillas de ruedas es mucho más amplia de lo que nos imaginamos. Las podemos encontrar fabricadas en distintos materiales como es el acero o el aluminio. También podemos elegir entre una rueda autopropulsable, que permita al usuario de un lugar a otra sin ayuda de nadie, o si la rueda de la silla es pequeña, es este caso hará falta la presencia de una persona para empujar la silla y realizar el traslado.

Sillas de ruedas eléctricas

Por otra parte, también hay que tener en cuenta no menos importante es la talla de la silla. Existen diferentes tamaños de asiento para que el usuario esté más a gusto y no se vea afectada. Para elegir adecuadamente la talla habrá que medir el ancho del usuario sentada en cualquier sitio plano. Los reposapiés también pueden adaptarse, algo muy útil cuando el usuario necesita tener una o ambas piernas elevadas.

La correcta elección del alquiler de sillas de ruedas

 1.    El tipo de rueda

Este factor es uno de los fundamentales que define la necesidad de comprar una silla de rueda trasera grande o pequeña es el hecho de si la persona se puede autopropulsar o no, es decir, si tienes fuerzas en los brazos para poder desplazarte por si mismo sin la necesidad de la ayuda de otra persona. Si la persona busca su propia autonomía la elección ideal sería una rueda trasera grande, en caso contrario, elegiremos la rueda trasera pequeña.

2.    El material

A la hora del alquiler de sillas de ruedas es muy importante valorar el peso que tendrá, así, podemos especificar de mayor a menor peso en función del material:

Acero: Es el material más robusto, pero por contra el más pesado.

Acero ligero: el peso se reduce manteniendo unas prestaciones de resistencia similares a las tradicionales.

Aluminio: El aluminio es el más ligero de los tres, a la hora de trasladar la silla de un sitio a otro el proceso se realiza de forma cómoda.

3.    Lugar habitual del uso de la silla de ruedas

Si uso es doméstico se recomienda siempre utilizar sillas de rueda con rueda trasera pequeña. Si uso es siempre en el exterior será recomendable la opción de la rueda trasera grande.